SANDWICH CUBANO

El ‘Sándwich cubano’ es un delicioso emparedado habitual de Cuba y de diversas regiones de los Estados Unidos, como Miami y Tampa (Florida), donde la comunidad cubana es muy significativa. En otros países como Panamá y Colombia, es también muy popular, y se encuentra dentro de la categoría de comida rápida.

Esta receta nace a mediados del siglo XIX, como un alimento de almuerzo, para los empleados en las fábricas de tabaco y molinos de azúcar de Cuba. Es uno de los productos más típicos de los menús de las cafeterías y restaurantes en la isla caribeña. Se elaboró para ser en sí mismo una comida completa.

Los ingredientes pueden variar dependiendo de gustos y costumbres, pero lo que nunca debe llevar esta medianoche es: lechuga, tomate, mayonesa, zanahoria, espárrago o maíz.

Ingredientes:

El Sándwich cubano es un plato rápido y sencillo de preparar, además de francamente exquisito. Según varios libros de cocina cubana, el sándwich cubano, también conocido como ‘el cubano’, se realiza con pan cubano o pan de agua, cuyo formato es una mezcla de ‘baguette’ francesa con pan de molde italiano y de unos 20 centímetros de largo, lleva jamón cortado fino, cerdo asado, queso suizo y pepinillos.

Para prepararlo, se comienza por cortar el pan por la mitad, seguidamente se unta cada una de las partes con mantequilla y se le añade un poco de mostaza, aunque en muchas recetas omiten la mantequilla y le añaden directamente la mostaza. Después, se coloca primero los pepinillos (opcional), luego el jamón en una de las partes, encima va el cerdo asado,  y por último el queso. Se cubre todo con el otro extremo del pan, y se coloca el sándwich unos minutos en una tostadora, sartén u horno, hasta que el pan quede dorado y el queso se haya derretido.

Preparación paso a paso:

1. Calienta la plancha o sartén a fuego medio.

2. Corta el pan cubano en dos porciones a lo largo. Por norma general el largo del sándwich cubano es de 8-12 pulgadas.

3. Unta la mostaza en el pan con un cuchillo. Entonces rellena el emparedado añadiendo primero pepinillos, luego el jamón y continuando con el cerdo asado y queso suizo. También se le puede añadir un poco de cebolla como alimento opcional.

4. Cubre la base del sándwich con mantequilla y añade también un poco a la sartén si se desea . Coloca el montado en la superficie caliente.

5. Utiliza espátulas o diversos utensilios para presionar y comprimir el sándwich. Presiona el sándwich hasta que se aplaste a un tercio del tamaño inicial. El prensarlo hace que los jugos y el sabor de la carne de cerdo y el jamón se mezclen sin que se resequen ni quemen. Además, se consigue derretir el queso, se combinan los sabores y se logra un pan tostado que es delicioso.

6. Deja el sándwich en la sartén de dos a tres minutos. Luego voltea el sándwich y repite este paso por el otro lado.

7. Cerciórate que el queso esté derretido y el pan quede dorado. Corta el sándwich en dos de forma diagonal.

Por Jorge Martínez de lucio

Anuncios

Si quieres aportar alguna idea deja aquí tu comentario!!

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s